Conviértete en una persona productiva con estos 7 pasos esenciales

By Productividad

Para ser una persona productiva en la casa o en el trabajo, y aumentar la productividad con estas 7 claves infalibles a ejecutar.

Ser una persona productiva no quiere decir que logres muchísimo, no solamente es eso, sino también que logres tener una vida próspera y de bienestar.  Puedes lograr las metas que te propongas durante un mes o el año, pero si terminas con stress, cansancio o alguna emoción negativa, es porque entonces de nada habrá servido el trabajo.

Para que puedas ser más productivo y aumentes tu productividad debes entender que la actividad no es lo mismo que la productividad. Una persona puede tener todo el día ocupado y sin embargo, no podría  tener el  resultado esperado. Tristemente nos acostumbrado a premiar más la actividad más que la productividad.

La actividad vs la productividad

Podemos decir que una persona que se esfuerza o “sufre” mucho en una actividad es una buena persona, trabajadora o muy enfocada.Sin embargo, cuando vemos a una persona que no sufre de estrés, que está tranquila y feliz pensamos que es floja, que no le interesa el trabajo o no está comprometida.

Para aprender a diferenciar realmente la productividad y no la actividad es indispensable asimilar los siguientes conceptos que veras que no sólo te permita alcanzar tus objetivos más rápido si que aprendas a disfrutar el proceso y a librarte del estrés innecesario.

7 Claves para aumentar tu productividad

1. Enfócate el objetivo y no en los pasos para lograrlo.

Cuando pensamos en todo lo que tenemos que hacer para lograr nuestras metas a veces sentimos tensión y stress, confusión, incluso frustración. ¿Te ha pasado, verdad? Si en lugar de pensar en todos los pasos que debes tomar para lograr algo piensa primero en qué es lo que quieres  lograr y cómo te sentirás cuando ya alcances tu objetivo, disfrutalo.

2. Tómate un break de descanso cada cierto tiempo.

Cuando creas que tienes menos tiempo para descansar, entonces ese es el momento que más necesitas descansar.
 
Se ha comprobado que la productividad aumenta significativamente si tomas descansos de entre 15 y 20 minutos cada 2 o 3 horas de trabajo.
 
Si haces esto tu mente se despejará, estará libre de estrés y te permitirá enfocarte mejor y, por ende, serás más productivo.
 
En estos minutos de descanso úsalos para estirarte, respirar, relajarte, hidratarte o simplemente no pensar en nada.

3. Desarrolla el 20% de actividades más importante que te dará el 80% de los resultados.

No todas las actividades que desarrollas te acercan significativamente a tus objetivos.
 
Si queremos ser más productivos entonces tú y yo debemos preguntarnos:

¿qué es lo más importante que podré hacer ahora que me acercará significativamente a mi resultado esperado?

Siempre hay una o dos actividades que podemos hacer que nos ayudará a dar un gran paso hacia nuestro objetivo, averigua cuales son.

4. Dedícate a ti mismo la primera hora de tu día.

Los grandes líderes a nivel mundial siempre se toman la primera hora de su día de trabajo  para enfocarse en sí mismos.

Dedica la primera hora de tu día en tu cuerpo, en tu mente y en tu alma.

No te recomiendo revisar tu correo electrónico o avanzar con alguna tarea pendiente del día de ayer.

Respira profundamente, sonríe y agradece por un día más de vida, sal a caminar, a trotar o a correr, siente el aire que respiras y visualiza tus objetivos del día.

5. No responda todos los email a la vez, escoge los puntuales.

Si un correo va y viene más de 4 veces es mejor que tomes el teléfono y llegues a un acuerdo en una conversación telefónica de 3 minutos.

La próxima vez que envíes un correo electrónico recuerda ser específico en el objetivo del mismo y recuerda dar indicaciones específicas sobre qué debe hacer la otra persona en cada situación.

Nunca dejes abierta la conversación para que siga respondiendo el correo, agradece de antemano y anticípate a lo que la otra persona podría necesitar y dáselo para que no tenga que pedírtelo luego.

6. Escoge un horario específico para tareas repetitivas.

Si haces tareas repetitivas durante el día día mi recomendación es que prepares  tiempos específicos para hacerlos y que no te distraigan en medio de una operación importante.

Por ejemplo, podrías designar horas específicas en las cuales revisarás tu whatsapp, email o la red social de tu preferencia.

Hacerlo te permitirá enfocarte más según lo que te importa a ti.

7. Diferencia muy bien lo importante y lo urgente y encargate de lo importante primero.

Muy frecuentemente solemos enfocarnos en lo que requiere nuestra atención inmediata, una llamada, un correo electrónico o algo que se nos vino a la mente que es de suma urgencia. Sin embargo, el hecho de que sea urgente no significa que sea importante.

Durante el día podríamos pasarnos horas, días o semanas haciendo cosas urgentes y aún así no alcanzar nuestros objetivos y luego sentir fustración.
 
Aprende a no enfocarte de lo que no importa. Si queremos ser más productivos entonces debemos dejar de pensar en otras cosas mientras realizamos una tarea o actividad importante para nosotros.
 
¿cómo haces tú para aumentar la productividad? ¿cuál es la barrera más grande que evita que logres tus objetivos?
Facebook Comments